Descubre para qué sirve un profesiograma y cómo realizarlo

Descubre para qué sirve un profesiograma y cómo realizarlo

A la hora de buscar un determinado perfil para cubrir un puesto de trabajo muchos expertos de RRHH hacen uso del profesiograma para ayudarse en la tarea. Pero este documento no es tan conocido como los organigramas u otras plantillas que utilizan los profesionales de las empresa. Por ello, en este artículo te explicaremos su importancia, en qué consiste un profesiograma y cómo puedes realizar el tuyo propio para ponerlo en práctica.

¿Qué es un profesiograma?

El profesiograma es un documento profesional en el que se explican las aptitudes y las capacidades que debe tener el candidato que buscamos para un puesto de trabajo. Este documento es clave en los procesos de selección de personal, debido a que sirve de ayuda a los reclutadores a la hora de determinar qué buscan en el candidato y si estos se adaptan a las características previamente detalladas.

Si cuentas con un profesiograma bien detallado este será útil desde el primer momento en la búsqueda de selección de personal. Al recibir las solicitudes, consultar este documento nos ayudará a descartar aquellas que no se adapten al puesto y tener así un primer filtrado de los participantes.

Distintos tipos adaptado a las necesidades

El profesiograma es un documento que puede variar según las características de cada empresa. También puede modificarse conforme las necesidades de la compañía cambien, ya que está pensado como un documento flexible para poder adaptarse.

A pesar de que cada diagrama es único, podemos distinguir distintos tipos distintos de profesiograma que se utilizan para dos ámbitos distintos: el profesiograma por competencias, funcional, de carrera, de salario, por factores y de rendimiento.

Profesiograma por competencias

En él se fijan las competencias, habilidades y conocimientos que debe tener el candidato para obtener ese determinado puesto y hacer su trabajo de forma eficaz. El profesiograma de competencias describe las competencias técnicas, las habilidades blandas y las habilidades de pensamiento crítico necesarias para el éxito en el puesto. Haciendo uso del documento en el proceso de selección podemos evaluar si el futuro empleado posee o no las características para el puesto que buscamos cubrir.

Profesiograma funcional

Este tipo de profesiograma se enfoca en las funciones y responsabilidades específicas de un puesto de trabajo. Se utiliza para describir las tareas diarias que un empleado debe llevar a cabo, así como las habilidades y conocimientos necesarios para desempeñar el puesto de manera eficaz.

Profesiograma de carrera

Se enfoca en el desarrollo de carrera de un empleado. Describe el progreso esperado a medida que un empleado asciende en la empresa y las habilidades y conocimientos necesarios para alcanzar cada nivel.

Profesiograma de rendimiento

Enfocado en la evaluación del desempeño de los trabajadores. Describe las metas y objetivos específicos para el desempeño de un puesto de trabajo y las métricas utilizadas para medir y evaluar el desempeño del empleado.

Profesiograma por factores

Establece las características que está buscando la empresa en los candidatos para el puesto a nivel físico, psicológico y profesional. Se puede incluir la formación u otros conocimientos que exige la empresa para el puesto. Cuanto más detallado sea el documento, con más precisión daremos con la persona indicada.

Profesiograma de salario

Este tipo de profesiograma se enfoca en establecer los salarios y beneficios apropiados para cada puesto de trabajo. Describe las habilidades, conocimientos y experiencia necesarios para desempeñar el puesto de manera eficaz y se utiliza para establecer los salarios y beneficios correspondientes.

Elabora tu propio profesiograma fácilmente

Una vez vistos los puntos clave que debes saber acerca del profesiograma, vamos a lo importante: ¿cómo puedo hacer uno? Ya hemos indicado anteriormente que es un documento muy flexible y dependerá mucho de cada empresa. Pero todo profesiograma debe cumplir con unos requisitos clave en su elaboración.

  • Identificar el puesto vacante. El primer paso es identificar el puesto de trabajo para el cual se va a crear el profesiograma. Es importante tener una comprensión clara de las funciones y responsabilidades del puesto, así como de las habilidades y conocimientos necesarios para desempeñarlo eficazmente.
  • Recopilar información. Una vez que se ha identificado el puesto, es necesario recopilar información sobre las funciones, responsabilidades, habilidades y conocimientos necesarios para desempeñarlo. Esta información puede obtenerse a través de entrevistas con los empleados actuales, encargados de la contratación y supervisores, así como a través de la revisión de documentos relevantes como descripciones de trabajo anteriores.
  • Organizar la información. Una vez recopilada la información, es necesario organizarla de manera clara y coherente para crear un perfil detallado del puesto de trabajo. La información se puede organizar en secciones, como funciones y responsabilidades, habilidades y conocimientos necesarios, y cualificaciones educativas y profesionales requeridas.
  • Redactar el profesiograma. Con la información organizada, se puede redactar el profesiograma. Debe estar escrito en lenguaje claro y sencillo, y debe proporcionar una descripción detallada de las funciones, responsabilidades, habilidades y conocimientos necesarios para desempeñar el puesto de trabajo.
  • Revisión y aprobación. Una vez redactado el profesiograma, es necesario revisarlo y aprobarlo para asegurarse de que toda la información es precisa y completa. Se puede hacer una revisión por parte de los empleados actuales del puesto, los encargados de la contratación y los supervisores para asegurar que la información es correcta.
  • Implementación. Finalmente, una vez aprobado, el profesiograma se implementa en la empresa, y se utiliza como guía para la selección del personal, la formación y el desarrollo de los empleados, y la evaluación del desempeño.

Ventajas de utilizar un profesiograma en la empresa

Si todavía dudas si merece la pena elaborar el profesiograma de tu empresa, es hora de que conozcas todos los beneficios que puede aportar:

  1. Mejora en la selección de personal. Al tener un perfil detallado del puesto de trabajo, es más fácil seleccionar a las personas con las habilidades y conocimientos adecuados para desempeñarlo.
  2. Mayor claridad en las funciones y responsabilidades. Un profesiograma ayuda a definir con precisión las tareas y responsabilidades de un puesto de trabajo, lo que a su vez puede ayudar a evitar confusiones y malentendidos.
  3. Facilita la formación y desarrollo. Debemos fijar las habilidades y conocimientos necesarios para desempeñar un puesto de trabajo, por lo que se puede utilizar para diseñar programas de formación y desarrollo que ayuden a los empleados a adquirir las habilidades y conocimientos necesarios.
  4. Apoyo para la planificación y evaluación del desempeño. Proporciona una base para establecer metas y objetivos de desempeño claros, y ayuda a medir y evaluar el desempeño de los empleados en relación con las expectativas del puesto.
  5. Mejora la comunicación y la motivación. Si los empleados entienden claramente sus responsabilidades y cómo se les evalúa, pueden ser más motivados para desempeñar sus tareas de manera eficaz. Esto puede mejorar la comunicación en la empresa y fomentar un ambiente laboral positivo.
  6. Facilidad para establecer salarios y beneficios. El profesiograma puede ayudar a establecer los salarios y beneficios apropiados para cada puesto de trabajo, ya que proporciona una descripción detallada de las habilidades y conocimientos necesarios para desempeñar el puesto.

¿Quién debería elaborar el profesiograma?

En general, un profesiograma es desarrollado por profesionales de Recursos Humanos o especialistas en desarrollo de personal, aunque puede ser elaborado por otras personas que tienen conocimientos en la materia.

Hay varios profesionales que podrían estar involucrados en el proceso de creación de un profesiograma, incluyendo:

  • Especialista en desarrollo de personal.
  • Gerente de Recursos Humanos.
  • Supervisor.
  • Especialista en selección de personal.

En cualquier caso es importante que el equipo involucrado en el proceso de creación del profesiograma esté familiarizado con las funciones y responsabilidades del puesto, así como las habilidades y conocimientos necesarios para desempeñarlo eficazmente.

Sobre el autor

Tamara Vargas

Periodista Digital aficionada al mundo de la tecnología y de la comunicación.

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *