Navidad y teletrabajo, cómo conseguir el equilibrio

Navidad y teletrabajo, cómo conseguir el equilibrio

Sabemos que este año las navidades no van a ser como las conocíamos hasta ahora. Las medidas impuestas debido a la pandemia del Covid-19 harán que no podamos celebrar estos días especiales de la misma manera. Pero ello no quiere decir que nos tengamos que olvidar de la Navidad, sino que hay que adaptarse a estos nuevos tiempos. Tal y como hicimos este 2020 con el teletrabajo como medida ante la pandemia.

Apoyarnos en un software de RRHH nos hará ahorrar tiempo en las gestiones del departamento en estas fechas. Es importante saber gestionar correctamente nuestro capital humano, se encuentre de vacaciones de Navidad o realizando teletrabajo desde su hogar. De esta forma podremos agilizar las gestiones y aprovechar el tiempo en otras tareas y en cuidar a nuestros trabajadores.

Desde TramitApp queremos aprovechar para felicitar estas fiestas, deseándote una Feliz Navidad e incluyendo una serie de consejos que llevar a cabo a la hora de gestionar a los empleados que teletrabajan en estos días tan señalados.

TramitApp Feliz Navidad

Gestionar las vacaciones y días libres de última hora

La pandemia ha complicado la negociación de las vacaciones de Navidad debido a las limitaciones existentes. Debido a ello, los departamentos de RRHH no lo tienen nada fácil estas navidades gestionando todas las peticiones, e incluso anulaciones, de las vacaciones de Navidad en el teletrabajo.

Ahorrar tiempo al departamento en las gestiones de días libres será más que primordial este año. Dejar a un lado los métodos tradicionales, como una hoja de Excel, y disponer de un software con el que controlar las vacaciones y ausencias hará posible automatizar estas peticiones.

Cuidar la motivación de los trabajadores

El trabajo en remoto ha sido la solución para que muchas empresas continúen con su actividad durante la pandemia. Pero la mayoría de los empleados no habían teletrabajado nunca desde sus hogares o solo de manera muy ocasional. Por ello, después de este año tan inusual donde la adaptación y la incertidumbre ha sido máxima, tenemos que cuidar que la motivación de nuestros colaboradores se mantenga en estas fechas.

Uno de los elementos fundamentales será la estimulación intrínseca del trabajador. Esta se conseguirá si las labores que tiene que realizar le suponen una mayor satisfacción porque sea bueno haciéndolas. Por lo que organizar las próximas semanas con tareas con las que el empleado se sienta más cómodo es fundamental.

Por otro lado, la motivación exterior que reciba supondrá un aliciente. Con ello nos referimos a fomentar el reconocimiento externo por parte del jefe u otros compañeros. Destacar los logros y cuidar las palabras tendrá un impacto muy positivo en su motivación profesional.

Mejorar la flexibilidad y conciliación laboral

Otro de los factores a tener en cuenta consistirá en ser flexibles y permisivos con los horarios. Tenemos que pensar que la conciliación en Navidad en el teletrabajo es primordial. Uno de los ejemplos clave son los trabajadores con hijos. Los niños no tienen colegio, están en casa y los turnos flexibles de los empleados son esenciales para poder lidiar con ello. Dando a nuestros trabajadores esta flexibilidad y cuidando su conciliación, se sentirán más motivados y productivos en sus horas laborales.

No tener prisas de última hora

Una correcta organización de los próximos días hará que la carga de trabajo no se amontone en las fechas más señaladas. Nadie quiere llegar a la mañana del 24 de diciembre pensando que tiene demasiado trabajo pendiente. Para que los trabajadores puedan desconectar los días señalados es importante que su distribución sea adecuada, sin agobios y sin dejar todo para el último momento.

Fomentar la comunicación interna

Ya sabemos que trabajar desde casa no es sencillo, pero en Navidad aún menos. Tenemos que conseguir que nuestro trabajador se sienta acompañado y arropado. El empleado tiene que saber que no está solo, aunque no se encuentre en la oficina con sus compañeros y se pierda esa rutina y conversaciones de café.

Cuidando también que no haya un exceso en esta comunicación. No debemos olvidarnos del derecho a la desconexión digital del empleado. Evitando las comunicaciones fuera de las horas de trabajo, cuidando el uso que le damos a los emails o a los servicios de mensajería instantánea.

Aprovecha la comunicación interna para impulsar la motivación en el empleado que hemos mencionado anteriormente. Mandar un mensaje a tus trabajadores con unas palabras de ánimo está al alcance de unos clicks.

Sobre el autor

Tamara Vargas

Periodista Digital aficionada al mundo de la tecnología y de la comunicación.

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.